Recogiendo las quejas de los vecinos del popular barrio cartagenero de San Antón, queremos dejar constancia de la intolerable situación en la que se encuentra la cárcel situada en este barrio, cuyo abandono es más que patente, con sus instalaciones saqueadas, encontrándose el edificio en mal estado de conservación, pues hay fracturas, hundimientos, desprendimientos de tejas y cuantiosos cristales rotos.

            A todo esto hay que sumar el foco de suciedad que representa, tornándose insostenible, pues la cárcel está inserta en el núcleo vecinal y su cierre y, sobre todo, la falta de atención de quien tiene transferidas las competencias, hace presuponer más que ciertas las quejas de los vecinos por episodios de insalubridad, por las ratas que ya se han visto y el natural deterioro que propicia la desatención.

            También hay una situación de inseguridad, ya que nos consta que es una práctica habitual que los vándalos asalten la cárcel para llevarse cuanto pueda ser de valor, así como que el edificio ha sido tomado por indigentes.

            Pues bien, siendo conscientes de que la cárcel de San Antón no es ningún edificio municipal, por lo que este Ayuntamiento no tiene competencias, sí podemos afirmar que estaba previsto darle un uso alternativo y cultural por quien sí las tenía, entiéndase el Centro de Inserción Social Guillermo Miranda, la cárcel de Sangonera bajo cuya tutela estuvo, incluso de la Dirección General de Instituciones Penitenciarias, uso alternativo que nunca se ha llevado a cabo.

            Si bien entendemos que el Ayuntamiento no puede emprender ninguna acción de acondicionamiento del inmueble, lo que sí puede hacer es denunciar ante el organismo competente la situación desoladora en la que está la cárcel situada en su término municipal, así como instar a éste a que tome alguna determinación sobre suciedad, deterioro, saqueo o presencia de indigentes, planteándole algún tipo de convenio o cesión para que el Ayuntamiento, en ese caso, sí pueda darle un uso alternativo y recuperarlo para la ciudadanía, terminando así con el deterioro del penal, porque de lo contrario estaremos condenados a convivir con un cadáver arquitectónico en medio de San Antón hasta Dios sabe cuándo.  

            Por lo expuesto, presento moción a este Pleno Municipal para que el Ayuntamiento inicie los contactos con la instancia competente con el objetivo de paliar el saqueo, la insalubridad y la inseguridad que se está dando en la cárcel de San Antón, así como para que se concrete algún uso del penal del que pueda disfrutar la ciudadanía.

 

Cartagena, a 25 de julio de 2013.

  

 

Fdo. José López Martínez

Portavoz Grupo Mixto-Movimiento Ciudadano

Moción sobre salubridad, seguridad y puesta en valor de la cárcel de San Antón
A %d blogueros les gusta esto: