• Declaraciones del portavoz adjunto del Grupo municipal MC Cartagena, Jesús Giménez

 

 

Esta mañana, el diario La Opinión informa de los datos que reflejan que el municipio de Cartagena concentra el mayor número de ‘barracones’ en los centros educativos públicos de la Región. Así, la administración autonómica obliga a los jóvenes estudiantes cartageneros de los CEIP San Cristóbal, Aníbal, Miguel de Cervantes, La Aljorra, Santa Florentina y Virgen de Begoña, y del IES Los Molinos, a realizar su formación en aulas prefabricadas.

Se trata de una nueva clasificación que tristemente lidera nuestro municipio lo que ha llevado al portavoz adjunto del Grupo municipal MC Cartagena, Jesús Giménez, ha lamentado que “si ayer pusimos de manifiesto en el Pleno las mil familias cartageneras que no reciben su prestación por dependencia, hoy nos toca denunciar que el Gobierno regional castiga también a los niños del municipio”.

“Los datos son reveladores ochocientos alumnos de la Región comenzarán las clases en aulas prefabricadas y la mayoría se concentran en el municipio de Cartagena. Padecemos un Gobierno autonómico cuya utilidad es claramente nula”, ha explicado el edil.

Giménez ha puesto de relieve que “no es casualidad, los números no mienten y demuestran que, en los ejercicios de 2016  a 2018, de lo presupuestado el Gobierno regional ejecutó en Cartagena un 0%, un 5% y un 21% de lo presupuestado, respectivamente”.

Amianto y adoctrinamiento

“A la nula inversión y los barracones se suman los riesgos para la salud. El lunes comenzamos el curso con más de 30 centros con amianto y sin plan de retirada, otra clasificación que lidera Cartagena, un auténtico escrache a la comunidad educativa perpetrado por el PP y que ahora avala la trinca. Entre ellos Arroyo, reprobada por el Pleno Municipal al inicio del curso pasado por el adoctrinamiento en las aulas y libros de texto, una línea de manipulación a los niños que el Gobierno local acepta sin rechistar”, ha relatado el edil cartagenerista.

El portavoz adjunto de MC ha concluido reseñando quecierto es que algunos frivolizan con la Murcius romana o el puerto de Murcia, quizás sin percatarse de que a la aberración cultural, se suman barracones y amianto. De ahí que en Cartagena la vuelta al cole no produzca ilusión sino desesperanza, sin olvidar que ayer confirmamos que la Consejería de Educación no ha pedido ni siquiera el uso del suelo en La Aljorra para el nuevo colegio prometido hace 10 años”.

 

*Tablas con la evolución de la relación entre lo presupuestado y lo ejecutado por el Gobierno regional en Cartagena  en materia de educación (período 2016-2018)

 

 

La vuelta al cole en Cartagena: el centralismo nos castiga con amianto, barracones y adoctrinamiento
A %d blogueros les gusta esto: