Declaraciones de la concejal de MC Cartagena, María Dolores Ruiz
  • María Dolores Ruiz: “Nuestro compromiso sigue siendo el mismo: proteger, recuperar y conservar todo el patrimonio de la Comarca”

La Asociación para la Defensa del Patrimonio de la Comarca de Cartagena, Daphne, así como la responsable de Patrimonio de MC y concejal de la formación cartagenerista, María Dolores Ruiz, han sido informados de la apertura de un expediente sancionador por parte de la Dirección General de Bienes Culturales (DGBC) contra la mercantil propietaria de las ermitas del Monte Miral.

La edil María Dolores Ruiz ha valorado positivamente esta mañana que “la presión conjunta de Daphne y MC haya provocado la apertura de un nuevo expediente sancionador a la mercantil propietaria de los eremitorios del Monte Miral”.

Ruiz ha recordado que se trata de un sancionador abierto por incumplir la propietaria “su deber de conservación y protección de estos bienes de interés cultural, que abunda en la línea de resoluciones anteriores que ni la Comunidad Autónoma ni el Ayuntamiento han sido capaces de hacer cumplir”.

En concreto la DGBC recoge la “presunta infracción grave y continuada por el incumplimiento del deber de conservación, custodia y protección del Patrimonio Cultural de la Región”, derivándose “daños graves para los Bienes protegidos”.

“Cabe recordar que en 2018 ya impulsamos que la Dirección General requiriera a la propiedad medidas urgentes de protección y conservación de las ermitas del monte Miral 1, 5 y 6, protección que ya habíamos solicitado previamente en varias ocasiones encontrándonos siempre con la desatención del PP y en especial de Noelia Arroyo y María Comas”, ha explicado Ruiz.

La representante cartagenerista ha asegurado que “nuestra formación continuará haciendo seguimiento a esta cuestión para compensar la dejadez de las administraciones. Frente a ellos, el compromiso de MC seguirá siendo el de proteger, conservar y recuperar todo el patrimonio de la Comarca de Cartagena”.

El trabajo conjunto de MC y Daphne provoca que la Dirección General de Bienes Culturales abra otro expediente sancionador a la mercantil propietaria de las ermitas del Monte Miral
A %d blogueros les gusta esto: